No me forces a que te torce el brazo
Para hablar y escribir mejor

No me forces a que te torce el brazo

He aquí una guía práctica que nos permitirá dominar el uso de algunos problemáticos verbos.

Se trata de ese tipo de verbos que nos hacen dudar y optar por mejor darles la vuelta buscando un sinónimo, pero la realidad es que funcionan de una forma sencilla, máxime si tomamos como ejemplo el verbo torcer:

Yotuerzo
tuerces
Éltuerce
Nosotrostorcemos
Ustedestuercen
Ellostuercen

De la misma forma se conjugan forzar y soldar.

s42-escribirmejor-int

Los errores más comunes son: «No me forces a decirte la verdad» y «Solden la pieza que está allá»; por supuesto, nunca decimos «No me torzas el brazo» sino «No me tuerzas el brazo». Es evidente que forzar y soldar son verbos difíciles, pero si nos queda claro que se conjugan igual que torcer, podremos evitar dichas imprecisiones.

Aclarado el asunto, no está de más comparar la forma canónica y usual de conjugar los verbos forzar y soldar.

Verbo forzar

canónicousual
Yofuerzoforzo
fuerzasforzas
Élfuerzaforza
Nosotrosforzamosfuerzamos
Ustedesfuerzanforzan
Ellosfuerzanforzan

Verbo soldar

canónicousual
Yosueldosoldo
sueldassoldas
Élsueldasolda
Nosotrossoldamossueldamos
Ustedessueldansoldan
Ellossueldansoldan

También te interesará conocer:

Los diarios de Colón
Caer el veinte
Criptografía
Literatura para leer en privado

Revista del mes

Buscador de Podcasts

Origen de los días de la semana

Visita Algarabía niños

Crea y personaliza

¡Curiosidades!

Suscríbete a algarabía niños

Visita Algarabía para recordar