Comida japonesa: un lenguaje ritual de oriente

Conoce por qué la comida japonesa es un lenguaje
la comida japonesa como un lenguaje cultural

Hablar de comida es mucho más que hablar de una necesidad biológica, porque los humanos hicimos de ella un lenguaje y, como tal, nos crea, nos construye y nos identifica. El alimento nos sacia en el sentido más natural, pero también lo hace en forma simbólica, recordemos que la palabra «alimento» comparte su raíz «alere» con «alumno» — esa raíz significa: criar, nutrir o hacer crecer— esto nos da una idea de la relación entre la nutrición del cuerpo y la de la mente.

El aprendizaje mediante la comida está presente en diferentes cocinas y la japonesa ha sabido mantener en la suya muchas enseñanzas religiosas, tradicionales y comunitarias. Además, para los japoneses hay una clara relación entre belleza y funcionalidad que no podía quedar fuera de la estética impresa en sus platillos.

Sushi, Pixabay

¿El arroz es la base de la comida japonesa?

Muriel Gomez Pradas explica en su libro La comida en japón, que el vínculo entre los japoneses y arroz, se debe a que a que los arrozales son elementos imprescindibles de su tierra, pero más allá de la geografía este cereal es considerado el alimento más puro, por lo cual es base de toda su cocina, en contraposición con la carne —cuya sangre es considerada impura — así que es preferible evitarla y casi nunca se encuentra en platillos de rituales religiosos.

Rice, Pixabay

Los sagrados alimentos

El más relevante de los rituales japoneses que liga a la religión con la comida es el matsuri, un ritual en el que los hombres pueden comunicarse con los dioses mediante la ofrenda de alimentos que se presentan de la forma más natural y fresca posible, además su preparación debe ser asequible para toda la comunidad entre la cual se comparte como finalización del rito. 

rice, Pixabay

Visita Algarabía Shoppe

Comida japonesa mar y tierra

Pero el arroz no es el único elemento culinario que tiene un gran simbolismo y tradición. Con la llegada del budismo a Japón —en el siglo VI— se fomenta la clemencia y respeto a los seres vivos por lo que la carne y el pescado salieron del menú, incluso en el siglo VII se hizo legal la prohibición de su consumo, pero sólo se aplicó popularmente para los animales terrestres, ya que los platillos con pescado y otros animales marinos nunca dejaron de consumirse.

Onigiri, Pixabay

¿Te llenaste?

La dieta japonesa —además de bella, fresca, natural y balanceada — es suficiente. Otra herencia del budismo que permanece en Japón hasta estos días es que no es necesario comer hasta no poder más, lo ideal es comer solo lo necesario para ganar energía, por lo cual, tanto las porciones como la variedad de grupos alimenticios se selecciona y presenta cuidadosamente en cada platillo.

Naturalogy, Japan, Pixabay

Como puedes ver, la comida japonesa se rige por tradiciones que marcan desde la significación de los ingredientes que pueden o no ser incluidos hasta la temporada en la que los platillos pueden ser preparados y los instrumentos con los que deben ser comidos haciendo de cada reunión alrededor de la mesa un ritual de comunidad y pertenencia.

Lee más como esto: Para escribir en japonés

Compartir en:

Twitter
Facebook
LinkedIn
Email

Deja tu comentario

Suscríbete al Newsletter de la revista Algarabía para estar al tanto de las noticias y opiniones, además de la radio, TV, el cine y la tienda.

Las más leídas en Algarabía

Scroll to Top