X
Desde la redacción

El «crac» del 29 y la beneficencia de Al Capone

Esta fotografía muestra un comedor de beneficencia abierto por Al Capone para ayudar a las personas desempleadas, durante la crisis económica de 1929.

Luego de que terminara la Primera Guerra Mundial, una crisis económica afectó a todos los países en el orbe durante los años veinte.

Se originó en ee.uu., en un día que se conoció como «jueves negro», y esta Gran Depresión —que duraría diez años— parecía quebrantar la existencia del sistema capitalista de ese tiempo.

Antes de la crisis, la prosperidad monetaria y el crecimiento industrial favorecieron a ee.uu., convirtiéndolo en el principal proveedor de materias primas, productos alimenticios e industriales; la fortuna benefició a la mayor parte de su población y rápidamente pasó a ser el principal acreedor del mundo, donde su influencia con Europa era fundamental.

Sin embargo, debido a que los demás países se encontraban desfavorecidos en la administración de sus riquezas, y la Bolsa de Nueva York era el centro donde llegaban los capitales de todos los puntos del planeta, se presentó un desequilibrio, pues no fue posible generar una demanda suficiente que pudiera sustentar la imparable expansión comercial.

El progreso se transformó en pánico, los títulos que se cotizaban en la Bolsa no encontraron compradores y eso ocasionó la ruina de miles de inversores. Como el consumo disminuyó, los bienes acumulados aumentaron, las inversiones se paralizaron, y muchas empresas cerraron sus puertas arrojando a miles de sus empleados, profesionales y capitalistas a la miseria.

s21-historiafoto-al-capone

Antes de que este nefasto episodio en la economía ocurriera, algunas personas lograron hacer grandes fortunas en ee.uu., como Alphonse Capone —mejor conocido como Al Capone—, quien ganó más de sesenta millones de dólares mientras fue contrabandista de licor e incursionaba en otros negocios ilegales, dentro del «Chicago Outfit», la banda criminal que más tarde heredaría del gánster Johnny Torrio.

«Este sistema nuestro, el americano, llamémosle americanismo, capitalismo o como se quiera, nos da a todos y a cada uno de nosotros una oportunidad, si es que somos capaces de aferrarnos a ella con las dos manos y aprovecharla al máximo», Al Capone para The Times de Londres

La reputación de Al Capone era su prioridad, pues a pesar de las matanzas que dirigió contra otras bandas por liderar la ciudad de Chicago, en el barrio donde vivía junto a su esposa, su hijo, sus hermanos y su madre, él era conocido como vendedor de muebles. Incluso cuando quedó al mando de la banda liderada por Torrio, este mafioso de origen italiano también se interesó en la política y comenzó a dar muestras de amabilidad y caridad para incrementar su poder sobre esa ciudad.

Antes de la llamada «matanza en San Valentín», en 1929, Al Capone decidió abandonar su vida. Mientras tanto, en la primavera de ese año, las acciones bursátiles decaían y los bancos dejaron de conceder préstamos.

s21-historiafoto-foto-original

Meses después, cuando la sociedad tuvo que enfrentar la precariedad del mercado y millones de ciudadanos quedaran sin hogar, sufriendo dificultades para subsistir, el gánster que había ganado fama de benefactor entre la comunidad de migrantes italianos en Chicago, abrió un comedor para aquellos que habían perdido su empleo, con el fin de ayudarles a resistir la miseria que se había propagado con el famoso crac en Wall Street.

s21-historiafoto-comedor

Publicidad

Güey

busca en algarabía

Newsletter Algarabía

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE