Diane Arbus

Ella no los veía como monstruos, los amaba, los idolatraba y por eso buscó la forma de perpetuarlos a través de su arte: la fotografía.