X
Sin categoría

Les Luthiers: ¿Genios, locos, o qué?

¿Qué tienen en común un licenciado en química biológica, un arquitecto, un actor y locutor, un compositor, un notario y
 un director de orquesta?

La respuesta no es sencilla, pues se remite a 40 años de historia, éxitos, ingenio, creatividad y, sobre todo, humor, que se encierran en un nombre: Les Luthiers.1 Luthier proviene del francés luth, «laúd». Esta palabra hace referencia al arte de construir instrumentos de cuerda, por lo que el nombre luthier se traduce como «laudero» y se relaciona con los primeros fabricantes de dichos laúdes.

Esta historia empieza formalmente en septiembre de 1967, fecha en que publican su primer boletín de prensa en el cual se autodefinen como «una agrupación de música-humor formada por cuatro exintegrantes de I Musicisti: Jorge Maronna, Daniel Rabinovich†, Gerardo Masana† y Marcos Mundstock». A estos cuatro se unieron, posteriormente, Carlos Núñez Cortés y Carlos López Puccio. A la muerte de Masana2 Gerardo Masana muere el 23 de noviembre 1973 de leucemia, a los 37 años de edad. Desde ese día, los programas de mano de todos los espectáculos son encabezados con la siguiente inscripción: «Fundado por Gerardo Masana en 1967», se consolidó la formación más tradicional del grupo.

s34-ideas-2-1972

El sello característico de esta agrupación se refleja en la creatividad con la que improvisan y componen con «instrumentos informales». Se trata de estrambóticos híbridos creados a partir de elementos totalmente alejados de la música, algunos de los cuales cuentan con una rica biografía, digna de un volumen completo. Les Luthiers los clasifican como sigue:

a) instrumentos que parodian a otros ya conocidos. Son ejemplos el «latín» o «violín de lata» —hecho sobre una lata de jamón— o la «guitarra dulce» —parodia de la guitarra española, construida con dos latas de dulce de batata.

s34-ideas-2-cocofono

b)  aquellos en los que se partió de un objeto cotidiano
 que se transformó en un instrumento, por ejemplo, el «nomeolbídet» —un híbrido entre un artefacto sanitario, el bidet, y un instrumento medieval, el organistrum—, el «dactilófono» —o máquina de tocar— y la «desafinaducha».

s34-ideas-2-instrumentos

c) aquellos en los que se investigaron nuevas formas de producir sonidos de timbres insólitos. Como ejemplo podemos mencionar el «yerbomatófono d’amore» —elaborado con calabazas para mate— o la «marimba de cocos» —o «cocófono».

Elaborado mediante juegos lingüísticos, uso de figuras retóricas, juegos de ingenio y doble significado, es reflejo de algunos de los humoristas favoritos del grupo: Monty Python, Groucho Marx y Woody Allen.

Su ingenio y creatividad se reflejan principalmente en los que llaman «instrumentos informales».

Humor en el que se pudieran reconocer rasgos judíos
—la influencia de Allen, el origen judío de casi todos los integrantes, cultura, ingenio, elitismo, alto sentido ético—, pero que es también humor latinoamericano —digámosle argentino— y simple que, en ocasiones, apela
 al origen mismo del chiste: el paseo inferencial erróneo3 Según Umberto Eco, «un paseo inferencial» es la asimilación de elementos del texto a partir de una lectura personal. Lector in fabula, Barcelona: Lumen, 1981..

s34-ideas-2-les-luthiers-13

Música que refleja no sólo el virtuosismo con el que
interpretan sus instrumentos, sino que se manifiesta en
la genial adaptación que hacen de gran variedad de
géneros musicales —payada, gato, bolero, ópera,
chacarera, vals y tango, entre otros—, así como en la utilización de elementos musicales –como la tensión, el reposo, los matices o las tonalidades—
para elaborar sus chistes. Sin embargo, es con el
 timing4 El uso del ritmo, del tempo y de las pausas es lo que mejora la comedia: la comedia es cuestión de ritmo. —que trasladan de la música al humor— con
lo que logran que su comedia sea simplemente perfecta.

Humor inteligente que en el principio de su carrera fue tachado de elitista, pues llegan a burlarse incluso de la naturaleza humana, comenzando, por supuesto, por burlarse de sí mismos.

Música y humor en cada grabación, en cada introducción de Marcos Mundstock, en cada presentación; incluso, en el nombre del compositor al que adjudican la mayoría de sus obras: Johann Sebastian Mastropiero.

Frases imperdibles de Les Luthiers

• La duquesa de Lowbridge, mujer madura 
cuyos encantos no habían disminuido con la edad: habían desaparecido.

• Su voz tenía la sonoridad del rugido del león, la calidez del ronquido de la pantera, la grave aspereza del bramar del bisonte... Cantando ¡era un animal!

• Mi nombre es Oblongo, que en dialecto swahili quiere decir «más largo que ancho».

• Cuando estamos horizontales y paralelos, las transversales de la pasión nos atraviesan y nuestros segmentos correspondientes resultan maravillosamente proporcionales.

• No me gusta que se piense que éste es un régimen autoritario, que no se piense eso. ¡Es una orden!

• Hombre prevenido vale por dos; una pareja desprevenida vale por tres.

• Y para finalizar, porque es incapaz de una traición, es incapaz de una falsa promesa... es, básicamente, incapaz.

Luego de esta breve embarrada de Les Luthiers, esperamos que sea motivo suficiente para correr a escucharlos.

Lutherapia – Les Luthiers

También te puede interesar:

Nuestra educación musical
La industria musical
Top 10: Musicales
Ponte a Prueba: ¿Qué género musical eres?

Notice: Undefined offset: 0 in /var/www/vhosts/algarabia.com/httpdocs/wp-includes/capabilities.php on line 1190
  • Pingback: El lobo y el cordero()

  • Pingback: Mercedes Sosa, íntima cantora()

  • Enrique

    Francamente un humor muy inteligente…. Excelentes músicos y creativos, cada uno de los integrantes añadía un toque muy especial a sus presentaciones, sin mencionar el grado de ejecución musical… Podría resaltar, “El Drama de Enrique 6o.”, “la historia de Don Rodrigo Díaz de Carrera”, “la Samba Añoralgías” entre otras ingeniosas composiciones. Fue una gran pérdida la de Daniel Ravinovich, quien fue, un excelente actor, cantante, músico e ingeniero… Qué lástima que ya no haya estos conceptos… Por lo menos en México, que el humor se basa en la vulgaridad y en el insulto, recursos que cada día son más explotados por los “creativos” que hacen los contenidos y los supuestos cómicos. Me hubiera gustado haber ido a una de sus presentaciones.

  • karina

    En lo particular me encanta este grupo de actores – músicos que con su ingenioso humor crean una experiencia agradable asistir al teatro.

Publicidad

Güey

busca en algarabía

Newsletter Algarabía

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE