Desde la redacción

El lado siniestro

Los zurdos han sido vistos, por siglos, como raros, torpes y excéntricos; la razón es simple: el contar con mayor habilidad y destreza en su mano izquierda, característica señalada porque sólo uno de cada diez humanos es zurdo.

Los zurdos han sido vistos, por siglos, como raros, torpes y excéntricos; la razón es simple: el contar con mayor habilidad y destreza en su mano izquierda, característica señalada porque sólo uno de cada diez humanos es zurdo. 1 La estadística indica, en general, que 13% de la población es zurda. Si los dos padres son diestros, el niño tiene 9% de probabilidades de ser zurdo; pero si uno de los padres es zurdo, las probabilidades son de 19%, mientras que si los dos padres son zurdos, las probabilidades suben a 26 por ciento.

Ser zurdo ha sido sinónimo de indeseable; incluso, se ha interpretado como señal de influencia satánica y, por los siglos de los siglos, ha sido mal visto. Todavía en el siglo xx, en muchas escuelas se prohibía escribir con la mano izquierda. ¿Que el profe veía a alguien escribir con la zurda? ¡Reglazo en la mano! Bien lo saben los mexicanos zurdos que nacieron en esa época, como mi abuelo Francisco, a quien le ataron la mano izquierda a la espalda, para que se le quitara esa condición «siniestra». No lo lograron, pero, a cambio de sus sufrimientos y humillaciones, se convirtió en ambidiestro —o diestro de ambas manos, como la palabra lo indica.

Es sabido que la lengua refleja la cultura y, si nos atenemos a los términos para designar este fenómeno, vemos que éstos siguen el mismo orden. La palabra diestra —del latín dexter, dextra,«derecha»— es sinónimo de «hábil» —basta el ejemplo de mentar a los toreros magníficos como «diestros»—, mientras que para denominar a quienes escriben con la mano contraria se usan las palabras izquierda o siniestra —del latín sinister, adjetivo del cual hay mucho que decir, ya que sugiere un mal amenazador o una causa de desastre, algo desfavorable y desafortunado.

Es importante saber que nuestro cerebro tiene dos hemisferios —derecho e izquierdo— conectados por una estructura llamada «cuerpo calloso». Cada hemisferio tiene diferentes funciones y mantiene una relación funcional invertida respecto al cuerpo; esto significa que el hemisferio izquierdo controla el lado derecho del cuerpo y a la inversa. El hemisferio izquierdo controla la expresión verbal, el habla, el lenguaje, la escritura, las matemáticas y la ciencia: el pensamiento lineal. El hemisferio derecho —que maneja la mitad izquierda del cuerpo— se relaciona con la expresión no verbal, regula la facultad para expresar y captar emociones, la música, el arte, la creatividad, la percepción u orientación espacial, las emociones y la genialidad: el pensamiento holístico o total. Los científicos han descubierto que los zurdos usan el cerebro de manera uniforme, mientras que los derechos utilizan más el lado izquierdo.

Hoy en día sabemos que ser zurdo es una característica más entre tantas. Algunos ni siquiera creen que por siglos ese detalle haya hecho sufrir a los zurdos sólo porque las mayorías los consideraban «diferentes». Gracias a los conocimientos que tenemos sobre lateralidad, los niños zurdos pueden estudiar tranquilamente en sus escuelas: las teorías pedagógicas han cambiado y, en vez de amarrarles las manos, les ponen bancas especiales o les dan tijeras zurdas para hacer su existencia más llevadera.

En la antigüedad decían que del dedo anular de la mano izquierda salía un nervio que conectaba al corazón; de ahí la costumbre de llevar el anillo de compromiso en ese dedo como símbolo de amor. Un viejo proverbio italiano dice que «la mano izquierda es la mano del corazón». ¿Será?

En la parte de comentarios opina ¿crees que los zurdos tienen facultades distintas? ¿conoces a personas zurdas? ¿según su experiencia qué es lo más difícil de ser zurdo?

Si quieres conocer más sobre los zurdos, busca la Algarabía 47 y lee el artículo «Siniestrofobia: el fascinante mundo al revés».

Fernanda de la Torre Verea es zurda neta unilateral y le encanta. Muchas de sus cosas son al revés: cierra las puertas, cuando quiere abrirlas; desatornilla, cuando quiere atornillar; y ha pisado a casi todos los hombres con quienes ha bailado. Para equilibrar las cosas, estudió derecho, pero descubrió que su vocación es comunicar. Supone que utiliza ambos hemisferios para ello.

  • Laurha Rock

    Me parecen muy interesantes las personas zurdas, conozco varias y llevan su vida con normalidad, conozco otras que, sorprendentemente, gracias a la falta de cultura, han tenido que aprender a trabajar con objetos hechos para el otro 90% de los habitantes, e incluso conozco personas que eran diestras y por azares del destino tuvieron que convertirse en zurdas.
    En lo personal cuando dispongo de un poco de tiempo libre o mi cerebro se encuentra un tanto aburrido, trato de comer con la mano izquierda, o bien escribir, peinarme, usar el control remoto y un para de cosas más un tanto insignificantes, para estimular ambos hemisferios.
    Pienso que es de gran importancia el hecho de educar personas ambidextras desde los primeros meses de aprendizaje, ya que a mi consideración, eso puede llegar a hacer que las nuevas generaciones sean aún más hábiles que las personas que solo usamos una mano, teniendo 2.

  • Dungeon Master
  • Val Xelan

    Soy alumna de la licenciatura de QFB y mi mayor reto es utilizar un instrumento llamado bureta que digamos esta diseñado para diestros, además es cierto eso de que cuando queremos abrir algo lo estamos cerrando en realidad

  • Xavier

    Es evidente que los utensilios mas comunes de la casa están hecho para derechos pero la realidad es que, en mi caso, no me causo gran problema de hecho me di cuenta de esta situación hasta ya mas grande .
    Cuando iba a misa un día una viejita fanática me vio persignarme con la zurda y claramente me dijo que me iba a ir al infierno, hasta la fecha me acuerdo de su rostro. Ahora que lo pienso hasta risa me causa esa estupidez.

  • Xavier

    Fernanda, estudio derecho pero es muy siniestra, que miedo.

  • La Galleta

    Pues tengo 31 años y en la primaria me jalaban las patillas por escribir con la mano izquierda, así que con el tiempo perdí esa habilidad. Ahora soy una zurda que hace todo, excepto escribir.. con la mano izquierda. Gracias a dios, si tengo hijos zurdos, podrán escribir como se les dé la gana.. jajajaja

  • Armando

    pues miren, es dificil adaptarse siendo zurdo, sobre todo cuando al final, te das cuenta de que todo es para “derechos”, y no tienes otra opción mas, que ser “derecho-chueco”.

  • Alyson

    MMMMM soy derecha, pero puedo utilizar mi mano izquierda también , podría decir que soy diestra y siniestra jajajaja . Aunque el uso de mi mano izquierda para escribir lo forcé cuando era adolescente “Y qué pasara si no pudiera utilizar más mi mano derecha ?- ? no haría nada o.O ” Así aprendí.
    Debe ser difícil la mayoría de los utensilios están hechos para diestros XD

  • Ivo

    A mí mi abuelo paterno me amarraba el brazo izquierdo porque “no quería siniestros en la familia”. Gracias a ello soy ambidiestro, pero a últimos años decidí retomar la zurda, hoy con la derecha sólo escribo.

  • Luis Garcia

    Todavia me toco una maestra así en la primaria pero mi papa le paro los tacos es difícil por que todo esta diseñado para diestros lo más raro es que aunque a la mayoría de zurdos les cuesta trabajo y tienen que voltear las cuerdas de una guitarra a mi no se me dificultó aprender del modo “normal” saludos buenísimo su articulo

  • joshi

    Lo mas dificil de ser zurdo es tener la letra fea, porque te enseñaron a escribir con la derecha forzosamente y esa no es la mano que en realidad tenias que utilizar

Con un ojo al gato y otro al garabato

busca en algarabía

Publicidad

Publicidad

Newsletter Algarabía

Publicidad

Publicidad

– Publicidad –

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE