X
Causas y azares

Impostores: los maestros del disfraz —segunda de dos partes—

El cine ha convertido las hazañas de impostores en historias que hacen reír, temer y sorprenderse al espectador.

Ya sea para adquirir fama, reconocimiento, riqueza o simplemente por el amor a las mentiras, el arte del engaño ha sido inherente al hombre. Aburrimiento, casualidad o simple maldad mueven a alguien a ser un impostor. El cine las convierte en historias que hacen reír, temer y sorprenderse al espectador. He aquí algunas cintas que han abordado el gran tema de «ser otro».

Aquí te presentamos a los impostores en la pantalla grande:

Dos caras tiene el destino (1952). Dir. Agustín P. Delgado, con Miroslava y Eduardo Noriega. Durante un viaje en barco, un médico deprimido es testigo de un asesinato y decide suplantar la identidad del muerto, sin tomar en cuenta la clase de fichita que éste era.

Pablo y Carolina (1955). Dir. Mauricio de la Serna, con Pedro Infante e Irasema Dilian. Una mujer finge ser un marino e inicia una amistad con quien será el amor de su vida.

Escuela de rateros (1956). Dir. Rogelio A. González, con Pedro Infante y Yolanda Varela. Un repartidor de pan suplanta a un hombre muerto para ayudar a la policía a atrapar a un criminal.

Anastasia (1956). Dir. Anatole Litvak, con Ingrid Bergman y Yul Brynner. Recreación, en comedia romántica, del caso de Anna, la mujer que pretendió ser Anastasia, la hija del zar Nicolás ii.

Vertigo (1958). Dir. Alfred Hitchcock, con James Stewart y Kim Novak. Una mujer se hace pasar por la esposa melancólica de un empresario para fingir su suicidio.

Vértigo
Vertigo (Alfred Hitchcock, 1958)

Some Like It Hot —Una Eva y dos Adanes— (1959). Dir. Billy Wilder, con Marilyn Monroe, Tony Curtis y Jack Lemmon. Dos músicos presencian un crimen; para escapar de los mafiosos deciden disfrazarse de mujeres y unirse a
una banda musical.

The Great Impostor —El gran impostor— (1961). Dir. Robert Mulligan, con Tony Curtis y Karl Malden. La vida y obra de «el Gran Impostor» Ferdinand Demara, adaptada del libro homónimo de Robert Crichton.

La hermana Trinquete (1969). Dir. René Cardona Jr., con Silvia Pinal y Manolo Fábregas. Una ladrona profesional burla a la policía gracias a que cambia de identidad con maestría.

The passenger —El pasajero— (1975). Dir. Michelangelo Antonioni, con Jack Nicholson y Maria Schneider. Un periodista toma la identidad
de un traficante de armas.

Tootsie (1982). Dir. Sydney Pollack, con Dustin Hoffman y Jessica Lange. Un actor desempleado se disfraza de mujer para conseguir trabajo.

Tootsie
Tootsie (Sydney Pollack, 1982)

Victor Victoria (1982). Dir. Blake Edwards, con Julie Andrews y James Garner. Una cantante de ópera consigue trabajo como transformista en un cabaret; es una mujer que finge ser un hombre que, al mismo tiempo, finge ser mujer.

Le retour de Martin Guerre —El regreso de Martin Guerre— (1982). Dir. Daniel Vigne, con Gérard Depardieu y Nathalie Baye. Un hombre se hace pasar por el esposo de una mujer y viven así varios años hasta que alguien lo descubre.

Zelig (1983). Dir. Woody Allen, con Woody Allen y Mia Farrow. Falso documental acerca de un tipo que adopta el físico y la personalidad de quienes lo rodean.

Sommersby —El regreso de un extraño— (1993). Dir. Jon Amiel, con Richard Gere y Jodie Foster. Refrito de El regreso de Martin Guerre, pero ambientado en los ee. uu. durante la Guerra de Secesión.

Mrs. Doubtfire —Papá por siempre— (1993). Dir. Chris Columbus, con Robin Williams y Sally Field. Un actor se transforma en una niñera anciana para convivir más tiempo con sus hijos después de su divorcio.

Mrs. Doubtfire
Mrs. Doubtfire —Papá por siempre— (Chris Columbus, 1993)

¿Quieres conocer otra docena de cintas sobre el arte del engaño? Lee este artículo completo en Algarabía 155.

Publicidad

Güey

busca en algarabía

Newsletter Algarabía

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE